17.6.08

Galiza.

El miércoles ya salimos tarde de casa porque había que preparar el carro y montar la bici sobre él, logrando que llegáramos a Burgos a horas intempestivas a cazar yogures para que cenara mi abuela. Cuando llegamos al pueblo, vimos los estragos que la última embolia ha hecho y son bestiales.

El jueves, salimos a media mañana y una vez dejada en en pueblo de mi abuela a mi madre, yo ya corría el riesgo de tener que pillar el coche, y así fue: cuando mi padre tuvo ganas de siesta, me lo endosó a mí chupándome toda la parte de no-autopista y con-montañas. Si no te gusta conducir, lo haces poco y encima cargas con un carro de 400kg en tu culo.. la cosa es jodida. Los paisajes impresionantes, lástima que estuviera tan tensa que no hice caso a nada... Y llegamos a Vigo, donde por pura potra logramos llegar al circuito. Montamos la comanche y a momí.

El viernes, estudiamos el rescorrido mi papi y yo nos largamos al fin del mundo. Bordeando parte de la costa, nos quedábamos alucinados con los paisajes (acostumbrados a un panorama hiper-urbanizado aquello era impactante). Nos paramos un par de veces en miradores y yo muchas veces tuve que hacer tripas corazón para no perder el control de mis emociones y romper a llorar como una imbécil (estas cosas me pueden). Llegamos a Finisterre donde nos hartamos de hacer fotos y perdí el lápiz de la cámara (los peregrinos dejan botas, la zuvi deja lápices, ains). Volvimos como pudimos, medio dormidos y a totontados, flipando un poco más con los paisajes y caímos rendidos en la tienda a la noche.

El sábado tiramos para Santiago y me llevé un chasco, supongo que el hecho de pasar de tanta naturaleza a una ciudado turística ultra-masificada hace que te decepciones. Conocimos UnaNada y su grandote, que nos hicieron de guías y contaron mil cosas y el doble de anécdotas, hasta que ya fue hora de irse a casita con dulces y alguna que otra chuchería de recuerdo. :D

El domingo, fue la competición después del mega-hostión que se metió mi tete en la primera manga, se dio por perdida la carrera, y la segunda manga hizo poco más. Recogimos y para Burgos con un malrollo impresionante dentro del coche (agotador).

Ayer (Lunes) hicimos de Burgos para acá estrepitados porque al chico le dolían demasiado las costillas y estaba asustado. La verdad es que fue un viaje horroroso, lleno de broncas, malos rollos y eso que lo pasé casi todo durmiendo. Excepto cuando era la hora de la siesta que sustituyo.

Fotos, muchas fotos, pasamos de un subidón a un bajón horrible. Ahora me metería en la cama y no saldría de ella. Metería la cabeza bajo un hoyo y pasaría de todo, no sé tal vez es que me gusta demasiado lo verde, o tal vez es que estoy muy cansada o simplemente que vuelvo a una rutina que me asquea...

Quiero volver, quiero volver, quiero volver...

Recordad: Morded o Seréis Mordidos

    # Escuchando...  Maximum the Hormone; Kuso breakin nou breakin lily.

3 mordiscos:

UnaNada dijo...

chiii chiii, conozco a zuviii (ale, ya los veo a todos rabiando). no te agobies, muhén.

Xtebra dijo...

Pozi, otra cosas no tendremos en galicia pero paisajes a porrillon.

Buscando un camino dijo...

Vaya...asi que ¿costillas rotas? Mal asunto ese :(

  

  

Visitas desde octubre 2002: (Estadisticas)